África necesita a sus madres y las madres necesitan matronas

Ya son 7.000 las matronas que se han formado gracias al programa de AMREF, Stand Up for African Mothers. Un programa iniciado en 2012 que trata de ayudar a dar “una respuesta africana a un problema africano” mediante soluciones locales, sostenibles y que ofrecen un impacto prolongado en la sociedad. No se debe olvidar que la salud de los niños está estrechamente ligada a la salud de sus madres.

Las matronas se preparan como personal sanitario local para asistir a las madres durante el embarazo y el parto. Uno de los mayores desafíos que afronta el continente es la falta de personal sanitario cualificado, que provoca que cada 3 minutos, una mujer en África Subsahariana pierde la vida por causas relacionadas con el embarazo y el parto. A menudo, las mujeres tienen que recorrer muchos kilómetros, a pie o en la parte de atrás de una bicicleta, para encontrar una matrona cualificada, muriendo o perdiendo a su hijo por el camino. Las más afectadas son las mujeres que viven en lugares pobres y aislados, donde el acceso a personal sanitario cualificado y a instalaciones bien equipadas es escaso o nulo.

Gracias al esfuerzo y dedicación de matronas como Esther Madudu, la cara visible de esta campaña internacional de Amref Health Africa, miles de mujeres han tenido un parto seguro y, en los próximos años, serán muchas más.

Publica un comentario