Lucha contra la desnutrición infantil en Afar, Etiopía.

“Disminuir la mortalidad por desnutrición infantil y mejorar el estado nutricional de mujeres embarazadas y lactantes”, este ha sido el objetivo global del proyecto que acabamos de concluir en Afar, Etiopia. Proyecto financiado por la Agencia Española de Cooperación para el Desarrollo.

 

Nutrición materna e infantil en Afar, Etiopía

Foto: Alexander Awoke.

 

¿Porqué trabajamos en Afar?

 

Etiopía es uno de los países más pobres del mundo y el 7º con peor calidad de vida según el Índice de Desarrollo Humano de Naciones Unidas.

Especialmente complicada es la situación en Afar, al este de Etiopía. El territorio se ubicada en la unión de tres placas tectónicas. Se trata de una de las zonas volcánicas más activas de la tierra.  Las alteraciones del cambio climático en Afar, han provocado crisis alimentarias. El clima es casi desértico y cuando las temporadas de lluvias no son buenas, suelen darse importantes hambrunas de forma cíclica.

 

Las mujeres embarazadas o lactantes y los niños son los más perjudicados por la desnutrición

 

Madres lactantes, mujeres embarazadas y niños en Afar

Foto: Alexander Awoke

 

El porcentaje de niños menores de 5 años con alguna anemia 75%, la segunda más alta del país después de la región de Somali (83%).

Un 41% sufre desnutrición y de ellos un 50,2% la sufre en su peor grado, desnutrición aguda severa (Organización Mundial de la Salud). Las dos requieren tratamiento y en el caso de la aguda, la vida del menor está en peligro.

Además un tercio de las mujeres en periodo de lactancia sufre desnutrición. Esto se debe a la escasez de alimentos, pero también a la falta de conocimiento sobre como diversificar la dieta para hacerla más completa y equilibrada. Su alimentación se basa en la carne y la leche, principalmente de camello.

 

¿Qué sucede cuando un niño sufre desnutrición crónica?

 

Estos niños tienen acceso a alimentación pero no a una dieta variada. No van a morir de hambre, los efectos de esta falta de nutrientes de forma continua hará que tengan una relación de peso y talla inferior para la media de su edad y secuelas físicas y psíquicas en el futuro. Se estima que la desnutrición crónica reduce el coeficiente intelectual de una persona entre 5 y 10 puntos.

 

¿Cuáles son las consecuencias de la desnutrición aguda?

 

Se produce cuando el cuerpo no recibe los nutrientes necesarios. Hay falta de alimentos, tanto en variedad como en cantidad. El cuerpo absorbe las reservas energéticas. Se da una pérdida de la grasa y el músculo y una rápida pérdida de peso. Se alteran todos los procesos vitales: el metabolismo se vuelve más lento, se altera la sensación térmica. También un mal funcionamiento de hígado y riñones, y se debilita el sistema inmunológico. En este punto la vida del pequeño corre peligro.

 

¿Cómo afecta la desnutrición al futuro de un niño?

 

Lo que sabemos hoy día es que esto tiene un tremendo impacto en la economía de las comunidades y los países. Tiene impacto en la vida del niño y en su capacidad para generar ingresos en el futuro, ya que mermará las conexiones neuronales y este es un proceso irreversible. Un niño que ha sufrido desnutrición puede llegar a ganar la mitad a lo largo de su vida que un niño sano.

Debido a este contexto el proyecto se ha articulado sobre tres ejes básicos:

  • Salud materno-infantil y educación nutricional.
  • Productividad agropecuaria y pequeños productores de alimentos.
  • Empoderamiento de las mujeres
Salud materno-infantil y educación nutricional

 

Gracias a la financiación de la Agencia Española de Cooperación al desarrollo hemos podido abastecer a centros de salud con capacidad para atender a 25.000 niños.

Hemos suministrado a los centros de salud con aparatos de aire acondicionado y frigoríficos para conservar medicamentos, los alimentos terapéuticos para tratar la desnutrición infantil y las vacunas.

En algunos de los centros, que no contaban con electricidad, hemos instalado placas solares para que cuenten con el servicio.

Para los exámenes médicos de la detección de desnutrición en niños y mujeres embarazadas y lactantes.  Hemos formado a trabajadores de extensión sanitaria y profesionales de la salud. La formación se ha centrado en la detección, diagnóstico y el tratamiento de la desnutrición aguda.

 

Desnutrición infantil Afar centro de estabilización

Foto: Alexander Awoke

Centro de estabilización nutricional de Afar

Foto: Alexander Awoke

“Mi hija estaba desnutrida y ya llevamos 8 semanas de seguimiento en el centro. Ella ha mejorado mucho, estoy feliz de que se haya recuperado gracias a este servicio». Fatuma Ali, Barei Hamphrey.

 

Capacitación de madres sobre nutrición y lactancia materna

 

Desde los centros de salud se han lanzado campañas de sensibilización para mujeres embarazadas y lactantes. El objetivo es informar a las madres sobre la necesidad de cuidar la alimentación antes y después del parto, aprendiendo sobre medidas nutricionales esenciales  y promoviendo la lactancia materna hasta los 6 meses.

 

Formación por la lactancia materna en Afar

Foto: Martha Tadesse

Revisión estado nutricional de una madre lactante

Foto: Martha Tadesse

 

«Visitamos a las madres, las asesoramos y comprobamos su dieta. También hemos animado a muchas mujeres a ir al hospital para dar a luz». Amina Masito, sensibilizadora del grupo de madres.

 

Nuestra respuesta más allá de la provisión de servicios médicos

 

Para trabajar la seguridad alimentaria y la mejora de ingresos de las familias de la zona también hemos puesto en marcha diferentes actividades:

  • Cooperativas agrícolas de diversificación de cultivos. 225 familias beneficiadas.
  • Pequeños comercio de venta de alimentos. 45 familias benefiaciadas.
  • Granjas avícolas. 45 familias beneficiadas.
  • Ganadería de cabras y producción y venta de productos lácteos. 90 familias beneficiadas.

También hemos puesto en marcha cooperativas de negocios liderados por mujeres, puedes ver como hemos impulsado el empoderamiento de la mujer en Afar aquí.

 

Publica un comentario